Nuestra Reverencia a Dios

El corazón del hombre es quebrantado cuando la luz de Dios resplandece en su corazón, viendo la santidad de Dios y la condición de su corazón. Esta nos pone de rodillas delante de nuestro creador. Vemos cómo en Lc. 18, el publicano que cobraba impuestos, no quería levantar los ojos al cielo. El solo rogaba por misericordia. Jesús nos dice que el salió justificado por la misericordia De Dios.


Los sacrificios de Dios son el espíritu quebrantado; Al corazón contrito y humillado no despreciarás tú, oh Dios. Salmos 51:18

Featured Posts
Posts are coming soon
Stay tuned...
Recent Posts
Archive
Search By Tags
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square